Masaje Neurofisiológico

El Masaje Neurofisiológico

Es una técnica, la cual se basa en las emociones y la expresión que estas tienen en diferentes zonas corporales.

Para realizar el masaje neurofsiológico se precisa de aceite neutro o de oliva con agua de romero fresca.
El primero de estos componentes favorece la realización del masaje y activa la circulación, mientras que el segundo se emplea una vez que finaliza la aplicación, por su condición de anti inflamatorio y favorecedor de la circulación.
El masaje, el paciente se lo puede realizar a sí mismo, aunque es más recomendable que lo realice otra persona, y si es un experto mejor.

Como primer paso el paciente debe acostarse y elevar ligeramente sus piernas.
Luego, se aplica el aceite de oliva o neutro en las manos y se comienzan a masajear los tobillos, mediante ligeras pero contundentes opresiones, acompañadas de un movimiento ascendente hacia la pantorrilla.
La presión que se ejerza no debe causar dolor, ya que lo más importante es realizar los movimientos hacia arriba, dirección del flujo sanguíneo hacia el corazón.
Esto aporta oxigenación a las venas.
En caso de que ya existan varices o arañas venosas, no se deben oprimir para nada.
Con el masaje se actúa alrededor de ella y nunca directamente encima de las mismas.
Para el tercer paso del masaje se debe distribuir por zonas.

Terapeuta Mario Acosta Rodriguez

Aux. en Kinesiologia

Duración: 1:30 h
Ambos Sexos

Compartir: